Durante los últimos 12 meses – nos cuenta Pilar Barrio – hemos sido bombardeados por cientos, e incluso miles de artículos hablando sobre el marketing de contenidos. Salvo que me esté volviendo paranoica, yo los veo en todas partes… Nada más abrir mi cuenta de Twitter, cuando visito cualquier blog o revista online especializadas en el sector… ¿Realmente es tan importante?

Antes de nada, continúa Pilar, el contenido ha sido “rey” desde siempre. Especialmente desde que nació la “web social”. Yo misma empecé mi carrera haciendo precisamente eso: creando y distribuyendo videos en Internet con el objetivo de conseguir que los usuarios lo compartieran. Por aquel entonces, ni siquiera éramos conscientes de la “parte científica” de lo que estábamos haciendo. Quizás porque simplemente estábamos experimentando (que, por otro lado, es lo que los científicos hacen, ¿no?) o quizás sólo estábamos demasiado ocupados haciendo lo que hacíamos, y funcionaba.

Y ahora que estamos todos de acuerdo en que esto no es nada nuevo, ¿realmente funciona? ¿es necesario emplear tiempo y esfuerzo en el contenido? ¡SÍ! ¿Y cómo administrar tu tiempo para que sea más efectivo cuando creas contenido?

Los Seres Humanos somos impacientes por naturaleza. Y los que están dentro del gremio del marketing, la comunicación o la creatividad encajan mejor que nadie en esa “caja”. Lo único que queremos es hacerlo ya, lanzarlo ya y verlo volar. Sin embargo, el paso más importante para la creación de un buen contenido es muy previo al lanzamiento, algo que muchos tienden a olvidar.

Estos son, según mi experiencia, los 5 pasos que no deberías olvidar si quieres que tu contenido triunfe:

1. Espía las conversaciones de tu audiencia.

Vale. No me refiero a que inicies otro “Caso Murdoch” y pinches los teléfonos de tus clientes o lectores. Hay una forma mucho más sencilla (y ética) de hacer esto. Puedes utilizar algunas aplicaciones como Socialmention o Viralheat. Con ellas podrás identificar sobre qué tópicos hablan tus potenciales lectores o clientes.

No te limites sólo a tu marca o a la de la comptetencia. La gente no habla de marcas en sí en Internet. Por ejemplo, si vendes tickets de autobús, analiza conversaciones sobre “turismo” o “viajes” en las rutas que cubre tu transporte. Investiga sobre sus motivaciones para ir a esos sitios, sobre qué harán una vez lleguen allí, sobre qué se preocupan antes de subirse al autobús…

El objetivo es averiguar qué temas generarán más fidelización de tu audiencia con tu marca en social media. Una vez hecho esto, cuantifica el número de conversaciontes por tópico y úsalos como una guía para construir tu Calendario de Contenidos.

2. Dibuja a tu fan más típico

Se trata de averiguar y entender qué otras cosas les gusta en social media, qué otros productos, marcas o sectores tienden a seguir en Twitter o Facebook y qué contenidos han compartido. Probablemente necesitarás construirte una hoja de excel para hacer esto e ir introduciendo lo que investigues de cada uno de tus potenciales fans.

3. Captura el zeitgeist.

Zeitgeist es una palabra alemana que significa “el espíritu del tiempo” y muestra el clima intelectual de un momento dado. En el contexto del que hablamos estaríamos ante las “tendencias momentáneas” o trending topics. ¿Cuáles son los temas “calientes” en Twitter justo ahora? ¿Cuáles de ellos generan más conversación? ¿Qué tipo de contenido es el más compartido? Aquí necesitarás tu habilidad para la observación. Por ejemplo, hace poco descubrí que mis contactos de Facebook y Pinterest estaban compartiendo sobre todo imágenes emotivas y ecards. Pinterest puede ser una gran fuente de observación, al igual que los trending topics de Twitter.

4. Combina las jugadas

Aquí es donde comienza la diversión. Has empleado algún tiempo haciendo tus averiguaciones e investigando, conoces bien a tu audiencia y estás preparado para crear tu Calendario de Contenidos. Ahora, lo único que necesitas es “filtrar por marca” primero: ¿son todos estos tópicos realmente relevantes para mi marca?. Y luego “flitrar por mensaje”: ¿puedo transmitir mi mensaje de marca utilizando estos temas como “recipientes”? ¡Voila! ¡Ya lo tienes!

5. Elige el formato 

Por último, tu búsqueda del zeitgeist debería haberte guiado en qué tipo de formatos debes usar para lanzar tus mensajes. ¿Es un vídeo tipo “Como se hace”? ¿Una ecard quizás? ¿O una encuesta con una imagen? Cualquier cosa que crees, léelo antes de lanzarlo en voz alta y piensa “¿compartiría este post si no fuese mi negocio? ¿Le daría a “me gusta”? ¿Lo retuitearía? Si la respuesta es “no”, ya sabes qué hacer.

Hay muchísimas buenas prácticas a tener en cuenta cuando creas contenido para diferentes plataformas sociales, y sabemos que el determinante visual es esencial en redes como Facebook o Pinterest, pero no olvides que lo más importante es que mantengas tus ojos bien abiertos, siempre aprendiendo del mundo que te rodea. ¡Buena suerte!

¡Ahora es tu turno! ¿Estás aplicando estos 5 pasos y tienes alguna duda? ¡Escríbenos en los comentarios y nos volcaremos en ayudarte!  ¿Tienes alguna sugerencia que añadir a este post? ¡Estaremos encantados de escucharla y probarla!

Mientras tanto, podéis seguir a nuestra colaboradora Pilar Barrio a través de su web personal o en su cuenta de Twitter. También podéis seguir más información y nuevas tendencias del sector en las cuentas de SWIt de Twitter o Google+, nuevas fotos e infografías en Pinterest o temas a debatir en nuestra fanpage y nuestro grupo de LinkedIn. ¡Os espero!